¡No todo es escribir!

20/10/22

¿Conoces el podcast Por las que ya no pueden? Pues voy a contar un poquito la historia:

Surgió de un llamamiento que Mary, educadora social y creadora de este proyecto, hizo por IG. Unas cuantas, entre ellas yo, nos vimos atraídas por este proyecto que consistía en grabar programas de diferentes temáticas desde una perspectiva de género, aunque su arranque fue con motivo del 25N de 2021.

Hemos probado varias formas de difusión, hemos hablado de maternidad, patriarcado, autocuidado, violencia de género... La primera temporada dio para mucho.

Ahora hemos iniciado la segunda temporada del podcast desde Instagram, la semana pasada hablamos de Sumisión Química y en breve toca hablar de Anticonceptivos.

Estoy muy entusiasmada con este proyecto, otra faceta que me llena, además de escribir, y que me ha hecho conocer a mujeres increíbles.

Puedes seguirnos, escucharnos y participar en nuestra comunidad en IG: @porlasqueyanopueden.podcast 

 

Por las que ya no pueden 👄🎙️Podcast

Cuando las musas hacen la visita

A veces, en un proceso creativo una se queda atascada, no avanza, no llegan las cosas como deberían: tienes tu espacio habitual, una hora razonable para sentarte a escribir y un tiempo para ti sola y, por lo que sea, ese tiempo se desvanece mirando una pantalla en blanco o buscando no sé qué información en internet, terminando leyendo cualquier cosa que nada tiene que ver.

Y resulta que planeo unas vacaciones para comenzar la vuelta al trabajo (el oficial, el que me da de comer) en un lugar de ensueño, para desconectar, para no hacer nada. Me llevo una libreta, solo por si acaso... Resulta que esa libreta termina llenándose de letras con tanto entusiasmo que me preguntó, ¿Cuan caprichosas son las musas ( o sabías) que me piden perderme en un paraje como el de Casas Benali para volver a encarrilar el rumbo de esa nueva novela que tan entusiasmada me tiene.

Las musas saben cuándo y dónde hacer su visita. 

03/09/2022

 

Lo que iba a ser un cuento...

Muchas veces se me ha preguntado por Desde el espejo y qué fue lo que me inspiró para escribir una historia contemporánea, con escenarios como el de esta novela: tan tópicos y a la vez con tanta fantasía, esa dimensión contraria y la posibilidad de que los reflejos tengan personalidad y juicio propio. Pues todo comenzó como un cuento.

 Mi primera novela de ficción/fantasía comencé a crearla como un relato corto, un cuento adulto. Pero cuando me sumergí de lleno en el personaje del reflejo de Paola, en sus rasgos como ser de otra dimensión al otro lado de los espejos y en sus intenciones de cambiar completamente la vida del cuerpo al que debe reflejar, me di cuenta de que si limitaba el desarrollo no podría contar realmente todo lo que quería. Así que cambié de planes y de ahí surgió una novela ChickLit con mucha fantasía, humor negro, feminismo y un concepto muy contemporáneo de ese "Pepito Grillo" que todos llevamos dentro.

A veces planeamos cosas que evolucionan sobre la marcha. A veces no hay que poner límites a las palabras.

Paola y su reflejo

La historia robada

Mucha gente no lo sabe pero La noche de las perseidas fue publicada en 2015, sin embargo la historia inicial comencé a escribirla muchos años antes.

Lo que iba a ser mi primera novela, muy parecida a La noche de las perseidas, sobre todo en el contexto y esencia de la historia, la estaba comenzando a escribir pero... Me robaron el ordenador portátil y yo en ese momento ni tenía un USB decente para grabar, tampoco había pensado en grabar nada, era completamente novata en eso de preservar documentos (ahora ya no me pasa).

Como sabía que por mucho que reiniciara la historia no conseguiría crear lo mismo y me frustraria, decidí reposar durante unos años ese proyecto de escritura. Y ese proyecto lo reinicié en 2014 y fue lo que finalmente sería mi primera novela publicada.

Tal vez, si no me hubiesen robado el portátil, La noche de las perseidas no existiría, habría creado otra historia, incluso novelas distintas o puede que no me encontrara en el punto en el que estoy ahora, quien sabe, nunca lo sabré. Solamente sé que, valorando a día de hoy, me alegro de que las cosas sucedieran así.

 Me quedo con lo que conozco.

Fantasía y realidad

Como ya explico en una nota dentro de mi novela, La llamada del tiempo, el monumento funerario que aparece en la historia y que Lola Climent dibujó en el diseño de portada está inspirado en uno real y prácticamente igual (únicamente cambia el nombre), ese monumento se encuentra en Alcolecha y de pequeña nunca me cansaba de preguntarle a mi abuela una y otra vez qué le había sucedido a la persona a quién iba dirigido. Había algo en esa piedra que me fascinaba, tal vez la historia que escondía y que me iba a servir como inspiración.

Al igual que en la novela, en esa piedra se rinde un recuerdo a una chica que pereció en el año mil novecientos trece, a los diecinueve años, por un crimen de violencia machista.

A veces, la realidad supera la ficción y, otras veces, nos servimos de la ficción para intentar abrirle otro camino a esa realidad. 

El monumento

El collage inspirador

Muchas veces me va en a la mente personajes, lugares, datos históricos, tendencias, libros y vete tú a saber, mientras pienso durante mi proceso de escritura. Ahora me encuentro inmersa en la creación de una historia, poquito a poco, pero con las ideas claras. Hay tantas imágenes en mi mente para construir la historia de un personaje que he decidido trabajarlo a modo de collage, así, no solo es más divertido y dinámico trabajar, sino que mis ideas reposan en una sola imagen. Y aquí el resultado...

Mi collage